consejos mantener tuberias buen estado

6 consejos útiles para mantener tus tuberías en perfecto estado

Como empresa de reformas en Huelva a diario tenemos que llevar a cabo labores de reparación en viviendas de nuestra zona. Uno de los problemas más habituales que atendemos son los relacionados con las tuberías, bien se trate de un mantenimiento incorrecto o bien como consecuencia de su antigüedad.

Las principales averías se producen en conductos de suministro de agua, como fugas o falta de presión, y en desagües, como atascos y roturas de tuberías. Generalmente, pocos se detectan a tiempo, pues cuando en la mayoría de las ocasiones las alarmas se disparan cuando aparece ese mal olor tan desagradable. A continuación vamos a ofrecer algunos consejos para evitar muchos de estos problemas.

1. Haz un mantenimiento regular: el hecho de hacer un mantenimiento constante de nuestras tuberías permitirá que no se queden adheridos a él restos de comida o de aceite, el cual puede provocar el efecto de tuberías lentas o atascos de envergadura. El mejor mantenimiento es cumplir estos consejos y no dejar de utilizar los desagües durante muchas semanas.

2. Los desagües no son cubos de basura: como Fontaneros Huelva contamos con una larga trayectoria en el sector de los desatascos. Los problemas de este tipo más comunes se producen por acumulación de restos orgánicos como toallitas desechables, cáscaras o residuos de alimentos que se adhieren a las paredes de la tubería junto a la cal y a la sal. Lo mejor es tirar todos los desechos a la papelera. No hay consejo mejor.

3. Una reacción rápida evita muchos problemas: hay que tener especial cuidado con los trucos caseros, pues algunos perjudican más que benefician. No obstante, hay algunos que sí son de gran utilidad como, por ejemplo, ante un atasco fortuito del fregadero, llenarlo por completo y con la ayuda de la mano o un desatascador de goma y presionando el desagüe a modo de ventosa mientras se mantiene taponado el respiradero superior.

4. Los sifones también existen: son unos elementos que pasan desapercibidos habitualmente pero que ayudan a evitar la acumulación de residuos. Hay muchos que no son accesibles y, por lo tanto solo pueden ser vaciados por un profesional, pero si no es el caso de los tuyos, regularmente vacía su contenido en una papelera. Con ello ayudarás a evitar los malos olores en tu cuarto de baño o cocina.

5. Detecta las fugas: hay algunos trucos para detectar posibles fugas, aunque siempre es recomendable contratar los servicios de una empresa de detección de fugas como Onuasistencia. Uno de los recursos caseros que pueden emplearse es depositar una pequeña cantidad de detergente líquido sobre la rotura. Si aparecen pompas es que en ese lugar hay una fuga de aire. Es el momento entonces de contactar sí o sí con una empresa especializada.

6. Aire dentro de las tuberías: muchas tuberías hacen ruido cuando se abre o cierra el grifo a causa del aire que tienen en su interior. Para hacer que salga lo mejor es purgar los conductos aumentando la presión sobre el agua del grifo para desplazar el aire atrapado dentro.

Hasta aquí nuestros consejos, pero no nos gustaría finalizar sin incidir en la importancia de contactar con profesionales ante la aparición de cualquier problema, pues lo que puede parecer inofensivo puede ser en realidad señal de que algún complicación de envergadura está ocurriendo. ¡No te arriesgues!