Son muchos los puntos que hay que tener en cuenta cuando se reforma una casa. Algunos ni siquiera son visibles, como las tuberías o los sistemas eléctricos, pero resultan muy importantes. En este artículo vamos a centrarnos en 5 puntos que sí puedes ver y que resultan básicos para cualquier hogar.

1) Las puertas de paso o puertas de interior: No son un detalle sin importancia, sino que marcan una gran diferencia en el hogar. Hay que tener en cuenta que son uno de los elementos más visibles y que van a tener que combinar con todo el resto de la decoración, así que escógelas con cuidado. Un modelo sencillo, con corte minimalista, siempre va a encajar con todo hagas los cambios que hagas en el futuro.

2) Los suelos: Vas a pisarlos cada día y van a someterse a todo tipo de roces. Elegir un suelo de gran calidad y muy resistente a los desgastes será una inversión de la que no te vas a arrepentir. La madera es una de las mejores opciones, sea madera maciza o sean suelos laminados en madera, ya que resultan bonitos, siempre son tendencia y le dan un toque de elegancia al hogar.

3) Los armarios empotrados: No olvides este elemento tan importante si vas a realizar una reforma del hogar. Hoy casi nadie entiende un dormitorio sin un armario empotrado por el sitio que ahorran y por lo útiles que resultan. Hazlo a tu gusto, elige las puertas que prefieras y diseña sus interiores para que sean todo lo funcionales que necesitas.

4) La cocina: Es el corazón de la casa y un lugar en el que toda la familia se reúne. Con frecuencia y si el tamaño lo permite, también es el espacio en el que se come a diario. Diseñar una cocina a medida de calidad y con los mejores materiales siempre va a ser un acierto. Apuesta por modelos que, sin renunciar a todas las comodidades actuales, tengan un aspecto sencillo que haga que no pasen de moda nunca.

5) Muebles a medida: Aprovecha la reforma de tu hogar para valorar la posibilidad de realizar algunos muebles a medida, como el del salón, el de la entrada o una estantería adaptada a un rincón con medidas que no resultan estándar. Este tipo de muebles ayudan a aprovechar el espacio, especialmente en habitaciones con medidas para las cuales es complicado comprar muebles convencionales.